Síguenos en:
Contacto
Inscripción
Publicidad
 
 
Inicio
Eventos y Cursos
Actualidad
¿Qué es un CPHS?
Lista de CPHS
Experiencias de CPHS
Notas CPHS
Disposiciones Legales
Preguntas
Sitios de Interés
Guía de Proveedores
Consejos Prácticos
Ergonomía
Salud Ocupacional
Prevención de Riesgos
Emergencias
Seguridad Vial
Entrevistas
Videos
Descargas
Consejos Prácticos  
Consejos
Inicio
 
Protección Individual Contra Caídas de Altura
 
Como todos los accidentes, las caídas desde altura tienen su origen en la existencia de ciertas condiciones peligrosas y/o en la comisión de negligencias o de actos inseguros.

En ambos casos el operario puede hacer mucho por la prevención, observando las normas de seguridad, no cometiendo actos inseguros y corrigiendo las condiciones peligrosas o dando cuenta de su existencia s su jefe inmediato, pero sobre todo utilizando los equipos de protección individual (EPI) que se le entreguen, para todo trabajo con riesgo potencial de caída de altura.
   
El encargado, jefe de obra o de taller, debe facilitar las instrucciones necesarias relativas a la
  instalación y uso de los EPI. Debe asegurarse de que efectivamente se comprenden y respetan.
Igualmente, debe examinarse, por persona competente, el equipo y su instalación en todas sus
  partes, antes de cada puesta en servicio.
Respete las normas de utilización propias del equipo empleado. No modifique el equipo ni su
 

instalación.

Utilícelo permanentemente durante todo el tiempo de trabajo e indique cualquier defecto a la
  presona responsable de este material.
No olvide nunca que el equipo es individual, y que en ningún caso el elemento de unión dege
  utilizarse a la vez por varias personas.
No vuelva a emplear jamás, si no se ha inspeccionado y reparado, un equipo de haya sufrido los
 

efectos de una caída.

 ¿Cuando debe utilizarse un equipo anticaídas?
En general, en todo trabajo en altura con peligro potencial de caída, y donde no existan medios de
 

protección colectiva que garanticen la seguridad del operario, deberá usarse cinturón o arnés de seguridad u otro dispositivo anticaídas.

En las cercanías de una excavación, de un pozo o de una galería con inclinación peligrosa, o allí
  donde las protecciones colectivas contra caídas hayan sido momentáneamente retiradas.
Para trabajar sobre tejados o en demoliciones, en encofrados o en plantas elevadas.
Para engrasar o reparar grúas, y trabajando en andamios.
Para trabajar en el interior de espacios cerrados (tanques, depósitos, etc.) debe utilizarse un
 

arnés de seguridad cuya cuerda controlará un compañero desde el exterior, de modo que se pueda proceder al rescate en caso de emergencia.

   

Como deben utilizarse los E.P.I. (Equipos de Protección Individual) anticaídas.

a) Antes de subir al puesto de trabajo.
Colóquese el arnés o cinturón lo suficientemente ajustado como para que en el caso de caída no
  pase a través de él.
Mantenga la extremidad libre de la cuerda al alcance de las manos, con objeto de poder
  engancharla a un punto fijo y resistente.
b) Antes de enganchar en un punto fijo.
Tenga presente que para que el cinturón de seguridad le sostenga, la altura debe ser limitada; en este sentido tenga en cuenta lo siguiente:
Sujete el extremo libre de la cuerda a un punto fijo situado por encima de usted, si es posible, y
 

mejor en la vertical en el que va a trabajar.

La cuerda salvavidas deberá ser lo más corta posible, sin impedir la movilidad del trabajador.
  La longitud ideal no debe superar el metro de longitud.
Tenga en cuenta que, cuando un hombre cae desde un metro de altura, la cuerda soporta un
  esfuerzo equivalente a 5 veces su peso. Así pues, hay que asegurarse de la solidadez de los puntos fijos de amarre.
Cómo desplazarse con el equipo anticaídas.
Si el trabajo obliga a desplazarse horizontalmente o verticalmente a una distancia superior a la largura de la cuerda, se debe actuar de la siguiente manera:
Que otro compañero, colocado en lugar seguro, desplace la fijación de la cuerda.
También se puede utilizar simultáneamente otra cuerda, sostenida por un compañero, antes de
  soltar la primera .
Si durante el trabajo en altura es preciso desplazarse con cierta frecuencia por la zona, es
  conveniente instalar una línea de seguridad, que consiste en un cable o guía tendido entre dos puntos fijos y resistentes (salientes del armazón, postes de una línea eléctrica, dos chimeneas en buen estado, etc.).
¿Como conservar los equipos anticaídas?
Evite todo empleo anormal del equipo, y en particular los contactos y roces de las cuerdas y
  cinchas con aristas vivas o superficies rugosas o con superficies calientes, sustancias corrosivas, etc.
No exponga las cuerdas y correas a los efectos nocivos de radiaciones (infrarrojas, ultravioletas...)
  procedentes de puestos de soldadura próximos.
Mientras se trabaja, hay que proteger las cuerdas, cables o bandas textiles, de las esquinas que
  puedan provocar su desgaste e incluso rotura. Para ello, debe interponerse entre la esquina y la cuerda o el cable un material blando, como madera, trapos, caucho, etc.
Después del trabajo los cinturones, arneses, cuerdas, bandas textiles, etc., deben colgarse en un
  lugar seco y bien aireado, donde no puedan llegar los roedores, polvo de cemento, cal, humedad o emanaciones, que puedan deteriorarlos. Nunca se dejarán, para secarlos, al lado de una fuente intensa de calor.
Fuente: APA
 
Nedstat Basic - Free web site statistics
 
Inicio
Contacto
Inscripción
Publicidad
Paritarios.cl \\\ El Portal de la Seguridad, la Prevención y la Salud Ocupacional de Chile
E-mail comerciales y contratación de publicidad: paritarios@paritarios.cl